a
InicioNoticiasWogaboo abre en Xanadú, demostrando que han logrado realizado12 aperturas en un año

Wogaboo abre en Xanadú, demostrando que han logrado realizado12 aperturas en un año

Wogaboo abre en Xanadú, demostrando que han logrado realizado12 aperturas en un año

 NUEVO WOGABOO EN XANADÚ

 EN UN AÑO HAN FIRMADO 12 APERTURAS, QUE AFIANZAN LA POSICIÓN DE ESTA CADENA DE RESTAURACIÓN

EN EL SECTOR FRANQUICIA

Abre las puertas un nuevo Wogaboo en el C.C. Xanadú, que se suma al recién inaugurado local de Torrelodones

 Cuatro nuevos espacios ya tienen fecha de apertura entre enero y marzo de 2013

Los restaurantes Wogaboo (www.wogaboo.com) no dejan de anunciar nuevas aperturas en Madrid, Comunidad en la que se afianza con un total de 17 locales hasta la fecha. Siendo 5 de ellos restaurantes matriz, ya son 12 las franquicias firmadas desde que se lanzaran con esta aventura hace tan solo un año.

El último de los locales acaba de abrir sus puertas en el Centro Comercial y de Ocio Xanadú (Arroyomolinos), con un espacio de 200 m2 y que generará 12 puestos de trabajo. La apertura de Xanadú se suma a otra reciente en el C.C. Espacio de Torrelodones el pasado mes de noviembre.

Pero no queda ahí. En los primeros meses de 2013 ya hay preparadas otras cuatro nuevas aperturas: C/ Serrano Jover con C/ Princesa, C.C. Heron City (Las Rozas), C.C. Plaza Norte 2 (San Sebastián de los Reyes) y La Garena.

La cadena de restaurantes Wogaboo comenzó a franquiciar su concepto fun eating en noviembre de 2011 y abrió la primera de sus franquicias en enero de 2012. Hoy, solo un año después, ya hay operativas 8 y otras 4 a punto.

La operación ha sido de gran éxito y los objetivos se sitúan en llegar a las 100 en un plazo de 5 años. Con un negocio donde la inversión se recupera en menos de 3 años y la rentabilidad puede llegar al 20% anual, no deberían tener muchas dificultades para conseguir este objetivo.

Los hermanos Borja y Alfonso Domínguez, junto al joven experto en cocina Javier Aparicio crean Wogaboo en 2005, un nuevo concepto basado en la pasta del mundo, con formulas y recetas de países como China, Indonesia, Japón, Italia o Francia.

Cocina de calidad, espacios informales de cuidado diseño y precios ajustados son las claves del éxito de estos locales, que cuentan con una oferta para todos los públicos a un precio medio de 18 euros.

A nivel gastronómico, cuenta con una carta de pastas del mundo, única gracias a sus más de 100 combinaciones de platos personalizables. Udon, noodles de diferentes tipos, pastas de trigo, de arroz, clásicos spaguetti, macherroni, pansotti all uovo, gnochi de patata… combinados con salsas como Norma (tomates secos, cherry, berenjenas, albahaca y ricotta), Fungi e foie (boletus edulis, shiitake, bacón y tomillo con escalope de foie), Pato Hoisin (tiras de pato con verduras, cinco especias chinas y salsa Hoisin)…

Opciones de pasta a las que se unen muchas más propuestas: Gyozas japonesas, Bruschetta, Empanadillas jamaicanas, sincronizadas, ceviches… un apartado de platos ligeros y verduras para los que más se cuidan, arroces, así como platos de Grill como Hamburguesas, Teriyaki de buey, Solomillo de atún o Entraña Argentina con chimi-churri entre otros.

Desde aquí les deseamos mucha suerte!!! y que continúen los éxitos!!!

 

Comparte con:
Puntúa este Post

Asesora Gastronómica, Periodista Gastronómica y Nutricional. Directora Curso Especialización Gastronómica verano Cátedra Ferran Adrià Universidad Camilo José Cela, Canal Propio de Tv, Gastrónoma PulevaSalud, Social Media Restaurantes, Video Marketing. Blogger gastronómica, Turismo y viajes gastronomía.

info@periodismogastronomico.com

Comentarios
  • Fuimos al Wogaboo de Plaza Norte y pedimos el menú degustación, de casi veinte euros, pero era muy poca comida, venía una cosita de cada. Al pedir el postre, que podías tomarlo con el menú o sustraer dos euros si decidias no tomarlo, el camarero nos dijo que nos lo había pedido sin postre porque si no era la cocina la que “decidía”, en fin, nos dió una explicación nada clara que no nos convenció. Al final nos cobraron por cada postre 5,50€ en vez de los dos euros que hubiera costado con el menú. Entre esto y que las bebidas no estaban incluidas, se puso la bromita un poco cara…..No sé que entienden en este restaurante por menú (sin bebida, pan y postre). No volveré. .

    01/12/2013

Deja tu comentario

*